Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar

Valencia y Villarreal son las canteras con más nombre de la Comunitat Valenciana, y en la matinal del sábado se medían sus equipos juveniles en el grupo VII de División de Honor Juvenil.

Ante las cámaras de televisión y una gran afluencia de público, blanquinegros y groguets buscaban la victoria en el campo 3 de la Ciudad Deportiva. Una victoria de honor pero también psicológica, porque ni un equipo ni otro se encuentran en el puesto de la tabla que esperaban.

Como estaba previsto por el alto nivel de fútbol de ambos equipos, el partido comenzó con gran igualdad. Dentro de esa psicología que envolvía al choque, el tanto inicial del Valencia fue muy impotente. Pablo Jiménez recibió en banda derecha, recortó hacia adentro y estableció el primero con un disparo ajustado al palo izquierdo de la portería de Marc (1-0, minuto 3).

Ese gol decantó la balanza en términos de posesión hacia el lado del Juvenil A valencianista, pese a que la igualdad era la nota dominante del envite. Con ataques constantes por los costados, sobre todo comandados por Martín Lapeña y Fran Cortijo en el flanco zurdo, el Valencia comenzaba a crear peligro.

Pero el Villarreal supo aprovechar sus armas. Tras reponerse del gol con el paso de los minutos, los de Javi Prats anotaron un gol de manual. Muriel se generó el espacio por dentro con un demarque de ruptura, abrió a parte derecha para Pablo Monroy y este la puso para que Millán pusiera el empate en el segundo palo (1-1, minuto 18′). La acción habitual en la apuntes de cualquier libreta de entrenamiento de un entrenador.

A partir del empate, el partido volvió a la senda anterior y el Valencia continuó insistiendo por bandas. Álex Esteso gozó de algún lanzamiento que se marchó desviado. Mientras, el Villarreal trataba de aprovechar la velocidad de Millán al contragolpe para deshacer la igualada. Cosa que consiguió el Juvenil A ché a los 26 minutos de juego.

Fran Cortijo completó una magnífica internada por banda izquierda, que culminó en gol de los de la Academia (2-1, minuto 26). Desde entonces, la igualdad siguió imperando, pero todavía con el esférico para el Valencia. Es verdad que el submarino amarillo reaccionó mejor al segundo gol poniendo en dificultades al Valencia en la salida de balón con el 4-4-2 groguet.

El segundo acto comenzó de manera inmejorable para los visitantes. Ahn asistió a Nacho Díaz para que este volviera a subir las tablas al luminoso nada más producirse la reanudación (2-2). Dentro de lo que podía haber sido, el Valencia mantuvo la compostura y afrontaron el partido como si volviera a empezar de cero.

No tardó el Juvenil A ché en volverse a poner por delante en el campo 3 de la Ciudad Deportiva de Paterna. Un córner botado por los valencianistas acabó golpeando en la mano de Goyo y el colegiado decretó penalti. Hugo Guillamón engañó al meta y puso el 3-2 (minuto 53′).

En el tramo final, la urgencia del Villarreal no se tradujo en ocasiones de peligro, por lo que casi tuvo más opciones la escuadra ché de ampliar la renta. Pablo Jiménez, Xavi Estacio o Jose Pascual Alba pudieron hacerl. Finalmente, el submarino amarillo apenas colgó algún balón que no inquietó en demasía a Diego Huesca. El cansancio hizo mella en ambos equipos en los ultimas compases.

Así, el Juvenil A del Valencia consigue no desengancharse de la parte alta de la tabla y mete en más problemas al Villarreal. Los de Miguel Grau, que supieron reponerse a la lesión de Vicente Esquerdo en el calentamiento, se medirán la próxima semana al Torre Pacheco.

Iván Herraiz (@ivaanherraiz)

ESCRIBE UN COMENTARIO

Escriba su comentario
Escriba su nombre aquí