Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar
Las mejores ideas para regalar

En los últimos días se ha informado de que uno de los posibles entrenadores del Valencia para la próxima temporada será el cántabro Quique Setién, actual entrenador de Las Palmas.

En una columna anterior ya expliqué que mis técnicos favoritos para ocupar el sitio de Voro eran Marcelino, (que según informaba COPE Valencia, es el mejor situado) y Curro Torres. El primero porque tiene experiencia y buen currículum, y el segundo por sus méritos en el filial y conocer de sobra la casa.

La elección de Setién, aunque tan solo sea como posible candidato, me deja un poco frío. No hay duda de que posee experiencia entrenando y que sus equipos practican un fútbol vistoso, pero no es suficiente para el Valencia.

Para empezar porque gran parte de su experiencia la ha ganado en categorías inferiores. Entrenó al Lugo entre 2009 y 2015, ascendiéndolo de 2ªB a la división de plata, y antes pasó por el Racing en 2ª, el Poli Ejido y el Logroñés, además de entrenar durante un partido a la selección de Guinea Ecuatorial.

No fue hasta la pasada temporada, la 2015/2016, cuando pudo entrenar en Primera, cogiendo las riendas del equipo canario en la 8ª jornada y cambiando completamente su deriva. Los amarillos eran 19º cuando llegó y finalizaron undécimos.

Esta temporada empezó con muy buen pie pero está terminando como el rosario de la aurora. La UD Las Palmas fue el equipo de moda del primer tramo de campeonato por su estilo alegre y el buen momento de futbolistas como Viera, Roque Mesa o el mediático y renacido Kevin Prince Boateng.

Sin embargo con el cambio de año empezaron los problemas extradeportivos (Araújo dio positivo en un control de alcoholemia, enfado del entrenador con algunos jugadores) y los malos resultados. Ahora mismo los canarios ocupan la plaza 14, por debajo del Valencia, a pesar de que hace no mucho soñaban con Europa.

“Si Setién no ha sido capaz de controlar la caseta de Las Palmas es totalmente incapaz de conseguir dominar la de nuestro equipo”. Esto es lo que escribí en mi columna de hace un mes y lo sigo pensando. Si el vestuario de un equipo que acaba de volver a Primera como Las Palmas se le escapa, ¿por qué se le considera apto para ser nuestro el entrenador de un conjunto tan volcánico como el nuestro?

El perfil de nuestros jugadores tampoco encaja con el fútbol que predica el cántabro, aunque en este sentido no debemos precipitarnos porque la plantilla actual poco tendrá que ver con la del año que viene.

La llegada de Setién rubricaría ese paso atrás que ha dado el Valencia, que estará entrenado por un técnico con una temporada y media de experiencia en la máxima categoría. Si viene… ojalá me calle la boca.

#exprimelavida

ESCRIBE UN COMENTARIO

Escriba su comentario
Escriba su nombre aquí